Teruel es una ciudad ficticia en contrapunto de la de Babia. Su aparente existencia no es más que el producto de una campaña de desinformación promovida por el gobierno español en colaboración con los masones. Es evidente que no existe, teniendo en cuenta que nadie conoce a alguien de Teruel y tampoco nadie ha declarado estar en él. Existen algunos casos en que alguien ha dicho que sí, pero por que están a sueldo del gobierno y por lo tanto están intentando promover la conspiración.

Los motivos de el gobierno y con esto no están claros, pero tal gran despliegue de ocultamiento solo puede apuntar a una tapadera para las acciones de organizaciones como la CIA, el Mossad, o incluso extraterrestres, los cuales utilizan las vacías casa de Teruel como hangar para sus OVNIs. Teruel era la única sin un sólo kilómetro de autovía, y en la única línea de ferrocarril existente (de vía única sin electrificar) el tren había descarrilado 8 veces en un año y todas esas veces era hacia Teruel. por lo que se deduce que el gobierno siempre trató de impedir que llegaran a él, por que claro está, no existe.

Anuncios